JUGANDO A MARINEAR

Resultado de imagen de caracolas marinas

Desde el CPEPA Bajo Cinca de Fraga no envían un poema muy evocador que nos trae un poco de mar a estas tierras de interior, escrito su compañera Mª Antonieta Leonor Calvet Castañ.

María Antonieta Leonor Calvet Castañ es licenciada en Derecho y
profesora de Inglés. Es autora de Cuentos de Luna, publicado en 1991 por
el Instituto de Estudios Altoaragoneses. Fue finalista del premio de novela
de literatura hispanoamericana Mario Vargas Llosa con la novela La Flor
del Rododendro. Resultó ganadora del premio Conte Nadalenc del Casal
Jaume I con el relato El Nadal de 1941. También es autora del libro Contes
i relats, en catalán. Asimismo, fue ponente en el Congreso sobre la obra
de Mario Vargas Llosa «El universo del escritor» celebrado en Murcia del
24 al 28 de Octubre del 2011. Las ponencias fueron publicadas en el libro
Último encuentro en el Mediterráneo. Congreso Vargas Llosa. Además, es autora de Imágenes Marítimas, que ha sido publicado parcialmente en la revista de poesía Papel Moneda de Chile en el año 2018, año en el que también se publicó el cuento «Teo y María».

Esta poesía pertenece al poemario «Imágenes marítimas», que fue publicado en Chile en el año 2018. Mª Antonieta Calvet compagina su vida profesional con su afición a la escritura. Sus producciones literarias abarcan prosa y poesía.

JUGANDO A MARINEAR
María Antonieta Leonor Calvet Castañ (Fraga, 1960)
Miró el niño la mar
y quiso ser marinero.
En su pupila el azul
en su manita un velero
su mente una fragata
navegando a mar abierto.
El niño miró la mar
y quiso ser marinero.
Dibujó en la arena islas
con dos ramas hizo un puerto
con la luz blanca e intensa
un espejismo inmenso.
Jugando a marinear
seré del mar un naviero.
Surcaré todos los mares
seré el mejor marinero
desde el golfo de Campeche
hasta la Tierra de Fuego.
El niño miró la mar
de madrugada un lucero
y de noche iluminado
como si fuera un espejo.
Llevaré enarbolada
la bandera de los buenos
y será mi brazo armado
temido por bucaneros.
Implorad a vuestros dioses
piratas y hombres de mal
que voy a limpiar el mar
desde el Caribe al Egeo.
El niño miró la mar
y quiso ser marinero.
Y si de viejo me muero
no quiero morir en tierra
sino en el fondo del mar
cautivo de una sirena.
Enterradme con la sal
hombres de bien marineros
qué conmigo en alta mar
habéis sido compañeros.
En noches de blanca plata
al mando de mi navío
haré del mar mi destino
y de mi barco fragata.
Y con la brisa a estribor
y el cantar de una sirena
navegaré por los mares
en busca de alguna estrella.
El niño miró la mar
y el niño fue marinero.
                        Poema inédito (2018)

Enlace permanente a este artículo: http://cpepamiguelhernandezhuesca.catedu.es/jugando-a-marinear/